ByPatito Glez, writer at Creators.co
Patito Glez
TOP 5 DE LAS MEJORES PELÍCULAS DE TERROR Y SUSPENSO

Hay un género de cine que tiene un atractivo muy particular: el sufrimiento. ¿O acaso la gente no sufre cuando mira una película de terror? Se tapa los ojos, grita, tiembla, suda, acusa dolores de estómago por lo nervios, se levanta, respira profundo y vive un sinfín de síntomas más que reflejan que la está pasando mal… mal, pero bien. Es que de eso se trata. De poder experimentar ese cúmulo de

sensaciones sin estar viviéndolas realmente. Uno en el fondo sabe que se trata de una historia irreal -o que al menos no está sucediendo realmente mientras la vemos- y por eso se autoriza a presenciar muertes y todo tipo de situaciones tenebrosas.

El cine de terror nació en 1910 con una adaptación de Searle Dawley del mito de Frankestein y se consolidó con el paso de los años gracias a directores como Fritz Lang, Roger Corman y Alfred Hitchcock; actores como Vincent Price, Béla Lugosi y Boris Karloff; y productoras como Universal o Hammer. Cada década tuvo sus particularidades y dejó una perlita para los amantes del género.

Veamos a continuación una selección de algunas de las mejores películas de terror según la época:

Psicosis (1960)

Una joven (Janet Leigh) decide cometer un robo en la empresa donde trabaja para poder irse a vivir con su novio. Tras el atraco escapa de la ciudad y pasa la noche en un motel de la carretera regenteado por Norman Bates (Anthony Perkins) y su madre. Nunca más se sabrá de ella y la investigación pronto dará con un misterio insospechado...

obra maestra del cine del terror, que llevó a la gloria a su protagonista y a su director Alfred Hitchcock. La puesta en escena, las interpretaciones, la música y, especialmente, el guión la convirtieron en una película de culto que inspiró a muchos films venideros. Fue nominada a cuatro premios Oscar, tuvo tres secuelas (1983, 1986 y 1990) -en las que no participó el equipo original-, también una remake en 1998 y actualmente una serie de TV inspirada en el personaje central, llamada Bates Motel.

La historia se basó en el libro homónimo de Robert Bloch, que a su vez se inspiró en el asesino serial Ed Gein.

El exorcista (1973)

Una niña (Linda Blair) comienza a presentar un comportamiento irracional. Recluida en la habitación de su casa, la familia acude a la ayuda de un sacerdote (Max von Sydow) cuando sospecha que en verdad se encuentra poseída por el Demonio.

Esta es, tal vez, la película más terrorífica de todos los tiempos. A tal punto que se tuvo que estrenar con varias escenas cortadas y, aún así, era normal que la gente se levantase del cine sin terminar de verla. El director William Friedkin nos regaló un film que costará olvidar, sobre todo por las noches, y más aún si se piensa que estuvo basada en una historia real.

Las cintas sobre posesiones demoníacas que se filmaron después son una reversión, copia u homenaje de menor calidad que la original.

El resplandor (1980)

Un encargado de mantenimiento (Jack Nicholson) se muda junto a su familia a un enorme hotel en Colorado, que permanece cerrado y aislado por la nieve en la temporada invernal. Durante la estadía, éste comienza a padecer tenebrosos trastornos de personalidad, al tiempo que suceden en el lugar diversos fenómenos paranormales.

Cuando se habla de lo mejor del cine es difícil no incluir en el ranking una obra de Stanley Kubrick, quien, como suele hacer, mezcla en una historia de terror, representaciones simbólicas, críticas sociales y planteos sobre la naturaleza humana y el mal. Un film sofocante y angustiante, que no necesitó recurrir a los ambientes oscuros para generar tensión.

Dracula (1992)

Un joven (Keanu Reeves) viaja a Transilvania para que el conde Drácula (Gary Oldman) firme unos papeles. El conde es en realidad un vampiro que perdió a su amor hace 400 años y que encuentra en la novia del joven (Winona Ryder) un vivo retrato de ella. Drácula viajará a Londres para comenzar un romance con la chica, que deberá elegir entre el bien o el mal.

Es la versión más fiel al libro de Bram Stoker, escrito en 1897. Fue un éxito de taquilla y otra gran película del director Francis Ford Copolla. Obtuvo tres premios Oscar a Mejor diseño de vestuario, Mejor maquillaje y Mejor edición de sonido.

Rec (2007)

Una reportera (Manuela Velasco) y su camarógrafo (Ferran Terraza) se hayan documentando en un cuartel cómo es la vida nocturna de los bomberos, cuando éstos reciben una llamada de emergencia de un edificio. Todos viajarán hasta el lugar sin imaginar lo que van a encontrar.

Es una película española dirigida por Jaume Balagueró y Paco Plaza, filmada con el recurso de la cámara en mano -como el Proyecto Blair Witch-. Fue un éxito en el país ibérico y tuvo cuatro secuelas y dos remakes en tierra hollywodense -Quarentine I y II-. Le da otra vuelta de tuerca a la temática ‘zombi’, que desde el Amanecer de los Muertos, de George Romero, ha dado mucho material al cine de terror.

Otras películas que podrían haber entrado en esta lista: El bebé de Rosemary (1968), de Roman Polanski; Tiburón (1975), de Steven Spielberg; La profecía (1976), de Richard Donner; Carrie (1976), de Brian De Palma; Alien (1979), de Ridley Scott; Hellraiser (1987), de Clive Barker; La llamada (2002), de Gore Verbinski; El juego del miedo (2004), de James Wan; y Hostel (2005), de Eli Roth, sumado a un probable infinito de etcéteras.

¿Cuál fue la que más te asustó a tí? Si quieres revivir ese gozoso escalofrío que generan estas películas, no te olvides que el sábado 14 de diciembre, a las 11 PM, puedes hacerlo con Psicosis.

Trending

Latest from our Creators